Por Guadalupe Loaeza

1146El sábado pasado, muchas mujeres saudíes se despertaron con una enorme ilusión, ir a votar.  Para ello, salieron muy tempranito a la calle, sin consultarle ni a su padre, marido o hermano. Por primera vez en la historia de Arabia Saudí, la última nación del mundo en concederles el voto, obtenían finalmente el derecho al voto. La mayoría iban vestidas con su “nicab”, es decir con  su velo negro que cubría su rostro y que suelen llevar las mujeres musulmanas como parte de su vestido “hiyab”, (aunque muchas de ellas llevaban su bra de Victoria’s Secret, ya que un grupo de 26 mujeres saudíes han tomado el curso para vender la ropa íntima de esta empresa). Lo más interesante era que por primera vez muchas de ellas tenían la opción de votar  por las 25 candidatas que se presentaban en su circunscripción. Hay que decir que nada más se registraron 130.637 mujeres contra  1,35 millones de hombres. No hay duda que el escaso número de registradas limitaba mucho las posibilidades de que salieron elegidas un total de 979 candidatas, dos terceras partes de  los 3,159 ediles que serían elegidos en 284 localidades. Por añadidura las candidatas no pudieron hacer campaña ante los votantes varones.” Estos sectores, extremadamente conservadores, comparten en buena medida el temor expresado por el jeque Abdelrahman al Barrack quien ha advertido en su cuenta de Twitter del peligro que el voto femenino occidentalice el país y, anatema, lleve a que hombres y mujeres se mezclen”.  (El País, Angeles Espinosa 12 de Diciembre). Son tan discriminadas las mujeres en Arabia Suadita que incluso en el Ministerio de Asuntos Municipales, donde se llevó a cabo la conferencia de prensa respecto a los resultados de los comicios, que ni siquiera existe un baño para mujeres, solo hay para hombres. Por su parte Abdullah Al-Maiteb, dijo furioso: “Su papel (el de las mujeres) no está en esos lugares. Su papel está en casa dirigiendo la casa y criando a la próxima generación. Si les permitimos salir de su casa y hacer estas cosas, quién va a cuidar de mis hijos”.

No obstante el sufragio femeninos ya habían sido anunciado desde el 2011 por el entonces rey Abdalá y que durante los últimos seis meses se organizaron campañas de concientización especialmente para mujeres,  no existían muchas esperanzas de que este sábado  se presentaran electoras y mucho menos que triunfaran candidatas mujeres. Unas semanas antes de las  elecciones las redes sociales más conservadoras denunciaban su participación y hasta las condenaban. Lo que entonces se ignoraba era que si los saudíes votarían por una mujer. Su propaganda electoral había sido prácticamente nula, sin fotos, sin televisión, sin mensajes por teléfono, y sobre todo, que las candidatas no podía dirigirse a los hombres. En cambio los candidatos varones si pudieron hacer campaña a través de Twitter, Facebook, y Youtube.  “Las elecciones no son sobre las mujeres, sino sobre la participación ciudadana”, concurre Samar Fatany, precursora de la presencia femenina en los medios de comunicación saudíes.

16

Contra todos los malos pronósticos, afortunadamente este sábado fueron elegidas,  17 mujeres concejales.    “Aunque la agencia oficial de noticias SPA solo ha anunciado los nombres de cuatro electas, el periódico electrónico Sabq, próximo al Ministerio del Interior, da por seguro que 17 van a sentarse en los consejos por elección. Otro tercio de los miembros serán designados por las autoridades.

El primer nombre de la primera triunfadora que se dio a conocer a los medios, es Salma Bint Hizab al Otaibi. Ganó en la localidad de Madrakah a 110 kilómetros al norte de La Meca. Los contrincantes de Al Oteibi, eran nueve candidatos, siete de ellos, hombres y dos mujeres.  Lama al Sulaiman, Huda al Jeraisy y dos más de la provincia de la Frontera Norte. En realidad a Al Sulaiman no le sorprendió que ganara: “Las dos veces que he salido elegida a la Cámara de Comercio, me han votado hombres. ¿Por qué no iban a hacerlo ahora?, comenta la empresaria vice Presidenta de la Cámara de Comercio e Industria de Yeda.

45-1024x806

Las últimas noticias que se tiene en relación a estas elecciones son que al menos 16 mujeres saudíes lograron entrar en la política con un puesto en los consejos municipales. El total de los que participaron en los comicios fueron 702,542 ciudadanos, (130, 000 mujeres) lo que significa un 47% de los inscritos para votar.

Nos felicitamos de este enorme paso histórico que han dado las sufragistas saudíes, así como del estreno, en todos los cines, de la película “Sufragistas”, dirigida por Sarah Gavron, en donde se narra cómo las mujeres británicas de principios del siglo XX exigieron sus derechos políticos. El 30 de mayo de 1929, por primera vez votaron las mujeres inglesas. El 12 de diciembre de 2015, por primera vez votaron las mujeres saudíes.

Como dice Eman al Nafjan, conocida bloguera y activista de los derechos de la mujer: “Al final, los saudíes vamos a ser menos conservadores de lo que se pensaba” (Reforma).

gloaezatovar@yahoo.com

Anuncios